Jamoncitos de pollo (1 kg. Aprox.) «Coren»

Una de las partes más jugosas del pollo y que mejor se preparan en la cocina. Los muslos o jamoncitos de pollo no deben faltar en tu menú.

El pollo cada vez gana más adeptos en la cocina. Su asequible precio, sus bondades nutricionales y su versatilidad en las recetas hacen que sea una carne muy popular en gastronomía. Al igual que del cerdo, del pollo se aprovechan muchas de sus partes. Desde la cresta y las patas hasta las pechugas y muslos. Precisamente los muslos, también llamados jamoncitos cuando se separan del contramuslo, son de las zonas más utilizadas. En este artículo nos centramos en este tipo de carne. Te contamos sus propiedades y, de regalo, una receta para que triunfes en casa.

Categoría: